Menu
Inicio
Nacional
Internacional
Educación
Escaparate
Salud
Deportes
ENTRETENIMIENTO
Opinión
Estados
CIUDAD Y METRÓPOLI
MEDIO AMBIENTE
RELIGIÓN
CULTURA
Revista
Contacto

Noticia

El Chacal




Fecha: 2023-12-14


(Todo que ver)


 


Contemplando desde mi guarida esta gran ciudad, que encierra tantas historias, por contar, por aclarar, y por inventar, inclusive hablando de la fundación de la misma, el sueño de un pueblo aborigen, guiado por señales divinas para ahí fundarla, edificarla, o la otra parte los colonizadores en aras de extender el imperio, así explorar tierras buscando riquezas que se conquistaron para el futuro monárquico. Y mirando la ciudad pensé que alberga millones de habitantes, que a diario son presas de los 7 pecados capitales, que con un poco de autorreflexión podríamos mejorar significativamente, pero si los letrados, poderosos, influyentes, y la clase política que se supone son educados, con otra visión, a la primera de cambio se vuelven animales instintivos, los que los seguimos no tenemos ejemplos que seguir. Si nuestros religiosos, hacen atrocidades ¿A quién seguimos entoncesPues sigamos al famoso sentido común, a los ancestrales sabios, a los hombres y mujeres de experiencia, al pasado y su historia, pues el ignorar los errores del pasado…nos condena a repetirlos, y además los ¡acrecienta!.


Así como en la antigüedad deberíamos renombrar los 7 pecados capitales de los ciudadanos y de los políticos y dirigentes… 1º.- La HUEVA (no hacer nada esperando que el mesías les abone en su tarjeta, sin hacer nada a cambio, viviendo de la multiplicación de los panes a costillas de los que si trabajan). 2º.- La AVARICIA (querer perdurarse en el gobierno de la ciudad, a cualquier precio). 3º.- La IRA (utilizar los medios de gobierno para coaccionar el voto, y otras acciones revanchistas e iracundas contra los que no piensan igual).


4º.- La LUJURIA del lat. “Luxus/lujo” (poner segundos pisos carísimos, cuando no se arreglan los primeros, lujos excesivos, nepotismo, familias poderosas derrochando el dinero del pueblo bueno, sabio, y pendejo). 


5º.- La GULA (comer y poseer sin freno, hartarse de comer del erario, y de los beneficios de una administración, compartir lo obtenido ilícitamente para satisfacción propia, carnal e insaciable). 6º.- La ENVIDIA (pretender que una supuesta igualdad, enmascare el resentimiento personal, complejos y traumas contra alguna persona que tiene más que tú, porque trabaja más que tú, atacarlos tributariamente, públicamente, solo porque les luce más que a ti). 7º.- la SOVERBIA (no aceptar los errores que son evidentes, culpando a los demás, juzgándolos, calificándolos, sin ver que los errores te son atribuibles, y no solo haces caso omiso, maquinas dilaciones para entregar números, cuentas, por que eres superior y nadie merece una satisfacción tuya).


Para acabar con esos 7 pecados no necesitamos romper una piñata, hay que pegar mejor en las conciencias, pues entre nosotros NO hay diferencias… tiembla igual para todos, pues el frio, el calor y la muerte nos hace iguales, ya lo vivió el joven Siddhartha en tiempos antiguos, la conciencia de la igualdad, la compasión, el perdón lo hizo iluminado.


 


En otro orden de ideas, es muy lamentable el grado de violencia que tenemos en el interior del país, las ejecuciones públicas, los allanamientos, los levantones, y demás delitos que se han permitido, no hacen más que volver miserable a un pueblo, desprotegido, en pie por le esperanza de bienestar, de paz, pero la paz real la tangible, la paz social, la paz y tranquilidad financiera, la certidumbre en todos los aspectos, que propician el crecimiento real, sustentable, con dignidad, no queremos limosnas, queremos conocimiento, inclusión económica, empoderamiento social (ciudadano) queremos la herramienta, que termina con pecados de ignorancia, de sometimiento, convenencieros, mezquinos… nuestra única esperanza es la lógica, el sentido común y la educación.


¡CAMBIEMOS HERMANOS!


EL CHACAL.





Comentarios


*Cada noticia esta sujeta a 10 comentarios de 200 caracteres.


0/200