Menu
Inicio
Nacional
Internacional
Educación
Escaparate
Salud
Deportes
ENTRETENIMIENTO
Opinión
Estados
CIUDAD Y METRÓPOLI
MEDIO AMBIENTE
RELIGIÓN
CULTURA
HO.RE.CA.
Revista
Contacto

Noticia

Pilas de basura inundan ciudad colonial de Oaxaca




Fecha: 2022-11-12


REDACCIÓN / AP 


El alcalde de la ciudad colonial más emblemática y preciada de México, Oaxaca, hizo un desesperado llamado público para que las autoridades federales declaren una emergencia sanitaria debido a los montones de basura no recogida que se han acumulado en las calles adoquinadas de la localidad. 


Oaxaca, habitualmente llena de turistas y conocida por sus inmuebles de cantera verde y rica cocina, se vio afectada luego de que un municipio vecino cerró un vertedero de basura que había aceptado los desechos de la ciudad durante décadas.


Sin un lugar a donde llevar la basura, las autoridades en Oaxaca han tratado desesperadamente de encontrar alternativas, entre ellas el envío de grandes cantidades de basura a un vertedero en el estado vecino de Puebla. 


Se trata de la mayor crisis que Oaxaca, capital del estado homónimo y destino popular de turistas, ha enfrentado desde que una coalición de grupos radicales tomó el control de la ciudad por varios meses en el 2006.


“Estamos desde luego viviendo un momento de emergencia, que se ha traducido ya en una toma de decisiones el día de hoy para que pueda declararse esta emergencia sanitaria”, dijo el jueves el alcalde Francisco Martínez.


El conflicto por la basura se avivó el viernes, cuando el gobernador de Puebla, Miguel Barbosa, dijo que su estado no aceptaría basura de Oaxaca. 


El problema comenzó en octubre, cuando el municipio vecino de Zaachila, que ha recibido la basura de Oaxaca durante decenios, se hastió de la situación y consiguió que las autoridades locales cerraran el vertedero.


Desde entonces, los funcionarios municipales de Oaxaca han buscado un nuevo sitio para arrojar la basura que se está acumulando en calles y parques, incluso en la emblemática plaza principal del Zócalo, en cuyos alrededores hay numerosos restaurantes.


Esta semana, las autoridades estatales abrieron el sitio de una antigua fábrica en las afueras de la ciudad para recibir la basura, pero los vecinos rápidamente organizaron una protesta, bloquearon calles que llevan al lugar y dijeron que no querían los desechos allí.


Las autoridades se vieron obligadas a recoger la basura ahí depositada y a llevársela.


“Esto es lo que tenemos que hacer como municipio responsable, ir a recoger eso”, dijo Martínez.


Alessandro Giorgi, maestro y bloguero de 25 años nacido en Suiza, visitó Oaxaca la semana pasada alrededor del feriado del Día de los Muertos. Quedó sorprendido de los montones de basura que encontró en la pintoresca plaza principal.


“Conozco Oaxaca desde hace un par de años, voy a visitar o comprar cosas al mercado. Y llego literal a la esquina... una de las esquinas del Zócalo... y me encuentro con, no sé, 50 kilos de basura”, dijo Giorgi. Agregó que el problema es que un turista o alguien que viene de fuera de Oaxaca “no sabría que había un problema tan grave de basura”. 


No está claro qué repercusión tendría declarar una emergencia sanitaria; posiblemente no resolvería el problema de la basura. 


Las autoridades federales han estado diciendo durante años que el vertedero en Zaachila usado por Oaxaca para su basura era una fuente de contaminación y consideraban inadecuado su funcionamiento.


Al parecer se permitía que los líquidos residuales de la basura se filtraran en el suelo, pese a los requerimientos de que debía haber capas de impermeabilizante en el fondo para impedir que eso ocurriera. Las autoridades federales encontraron arsénico y otros contaminantes en el suelo cerca del sitio hace varios años.


Oaxaca depende en gran medida del turismo y el centro de la ciudad data de hace siglos. Los pueblos en los alrededores producen artesanías y tienen sitios arqueológicos prehispánicos.


Pero recientes acontecimientos en ciudades como Roma y Nápoles muestran que las ciudades históricas en el mundo no son inmunes al problema de la basura, lo que frustra a turistas y lugareños por igual.


“Uno se espera encontrar las tradiciones del Día de Muertos de Oaxaca... y lo que se encuentra son kilos de basura, y se me hace muy mal”, dijo Giorgi.


 





Comentarios


*Cada noticia esta sujeta a 10 comentarios de 200 caracteres.


0/200